Ondas de choque para disfunción eréctil

Las ondas de choque de baja intensidad son una técnica eficaz para tratar a los varones con disfunción eréctil de causa vascular. El tratamiento consiste en aplicar ondas de choque en el cuerpo del pene durante varias sesiones para mejorar la calidad vascular, que es una de las principales causantes de la disfunción eréctil en los varones.

Gracias a la acción de estas ondas, se consigue potenciar los mecanismos relajadores del endotelio vascular, estimular el almacenamiento de sangre en los cuerpos cavernosos y favorecer la formación de nuevos vasos sanguíneos.

En pacientes que necesitaban tomar medicamentos orales para conseguir una buena erección o en aquellos a los que no respondían a este método, el tratamiento con ondas de choque ha supuesto una gran mejora en su vida sexual.

Si es candidato a este procedimiento y está interesado en realizárselo, le pondremos en contacto con nuestro enfermero para concertar con ella los días de tratamiento.

Se realizará 2 días a la semana durante tres semanas seguidas. Ocasionalmente, su urólogo le podrá prescribir otra periodicidad.

Las sesiones duran de 20-30 minutos, con el paciente tumbado y no produce ninguna molestia.

A las 4 semanas de haber finalizado el tratamiento, visitará nuevamente a su urólogo para valorar los resultados. Ocasionalmente y, por prescripción, podrá indicarle 2 sesiones más adicionales.

Para más información, contacta con nosotros sin compromiso